Preguntas frecuentes

Desmontando-mitos-ICon esta entrada voy a abrir un apartado sobre las preguntas frecuentes que me plantean muchas pacientes en la consulta. Porque aunque intentas explicar todas y cada una de las etapas por las que pasará la pareja que se somete a una fecundación in vitro, a veces hay cosas que se te pueden pasar. Y sobretodo, porque hoy en día parece que con tanta información como tenemos a nuestro alcance, sea de tontos preguntar, pero lo cierto es que la única pregunta tonta es aquella que no se hace.

Y ahí va la pregunta que me han hecho hoy mismo pero que ya me habían formulado otras veces:

¿Si me pincho la medicación en un lado de la barriga haré que crezcan más folículos en el ovario de ese lado? 

La respuesta es que no.  La medicación que utilizamos para estimular la ovulación en la fecundación in vitro se administra mayoritariamente de manera subcutánea.  Por eso, una de las zonas donde aconsejamos que se pinchen las pacientes es en la zona de alrededor del ombligo, porque si cogemos un pliegue de piel en esa zona (vamos, lo que conocemos como michelín) nos aseguramos de que la medicación está entrando de forma correcta. Aunque también nos podemos pinchar en el muslo, en el brazo…

Pero una vez ha penetrado en el tejido subcutáneo, la medicación pasa a la sangre y finalmente llega a los dos ovarios para dar la “orden” que se estimule el crecimiento de los folículos.

Así que nada de obsesionarse sobre el lado en el que “toca” pincharse cada día.

Anuncios